Dicen que no se puede hacer una tortilla sin romper algunos huevos. Eso es cierto, pero no tiene nada que ver con estos consejos...


Qué son

En la Argentina llamamos tortilla a la tipo española (el prtotipo es la tortilla de papas). diferente de la del tipo francesa, que llamamos omelette. También diferente a la tortilla de harina: una especie de pan plano (sin miga) que se cocina en toda latinoamérica.

En la Web hemos publicado algunas recetas de tortillas. Los ingredientes básicos son los huevos. Y pueden hacerse con papas, cebollas, verduras, etc.

Cómo hacerlas

Para una tortilla grande, pondremos un huevo por persona, y si es individual 1 ó 2 según el acompañamiento.

El batido será enérgico para que la clara y la yema se mezclen bien, y se hará antes de añadir el resto de los ingredientes.

El tamaño de la sartén será proporcional a la cantidad de huevo. Si es muy pequeña, costará cuajar el interior y si es muy grande quedará fina y seca.

Para freír, se aconseja usar siempre elementos grasos (aceite, grasa) de buena calidad. Hay que calentarlo muy bien pero sin llegar al punto de humeo, porque el sabor a quemado se transmite a la comida

El punto ideal lo determina el gusto del comensal. Algunos las prefieren doradas por fuera y "crudona" por dentro: estilo babé. Otros, en cambio, la quieren bien hecha en su interior.

Evitar la sobrecocción del huevo, porque impregna el resto de los ingredientes con un sabor demasiado fuerte.

Para lograr una cocción uniforme y evitar que la mezcla se pegue a la sartén, previamente hay que revolver los ingredientes con movimientos envolventes, con un tenedor o una cuchara. Otra opción es mover la sartén mientras se cocina, una técnica que los cocineros llaman "hacer bailar la tortilla".

También es muy práctico usar sartenes antiadherentes. En especial cuando se hacen tortillas con cualquier tipo de hongos.

La tortilla se cocina de ambos lados y la tarea de darla vuelta no es sencilla. Se aconseja tapar la sartén con un plato o una tapa y luego se gira el conjunto. La preparación queda invertida en el plato y se la desliza dentro de la sartén para cocinarla del otro lado. De esta manera evitamos que se rompa. Una vez lista se sirve en una fuente.

Al horno

Si queremos preparar las tortillas sin utilizar ningún tipo de grasa, para que resulten más ligeras, una buena idea es elaborarlas en el horno. Si utilizamos cazuelas individuales o las pequeñas fuentes con las que solemos preparar los huevos al plato, bastará con batir bien los huevos y hornearlos después de 3 a 6 minutos a una temperatura de 180-190ºC aproximadamente.


   


Para escribirnos:

berta@tizaymouse.com